Asspera: “Hicimos propios muchos elementos que el arte mismo descartó”

En una charla con Pila, el cantante se expresó sobre el camino recorrido dentro de un género por demás peculiar

La banda dedicada al llamado metal bizarro está conformada por Richar Asspero (Voz), Rockardo Asspero (Guitarra), 3,14 Jota (Bajo), Nicogollo Muñón (Batería), El Rubio Salvaje (Guitarra, coros, entretenimiento en vivo y videoclips), Buitre: Dino Garca (Coros, entretenimiento en vivo y videoclips), El Tumba (Percusión y coros), Raiden (Percusión y coros) y Trav Zombie (Coros, entretenimiento en vivo y videoclips).

Durante una entrevista con este medio, el líder de la formación habló sobre el detrás de escena del grupo. Además presentó el show que darán este sábado, a las 18 horas, en Museum, Perú 535, CABA.

-¿Cómo es un show completo de Asspera? ¿Tienen algún grito de apoyo antes de salir al show?

-Es un conjunto de sensaciones. Sensaciones de Mierda. Sensaciones Maravillosas. Sensaciones de Libertad. Sensaciones de mucho olor a chivo y caca. La verdad es muy complejo de describir. Si vas a lo básico, tenés cuatro personas tocando música fuerte, con enorme pasión y trabajo constante. Adjunto a ellos, coristas, percusiones y gente trabajando para que salga todo impecable. Si vas a lo complejo, tenés cuatro personas que no llegan a fin de mes (como tantas otras) y que se rompen el culo tratando de pagar los impuestos (como tantas otras). Arriba del escenario pasan cosas… cada canción en vivo tiene su acting. Aparecen personajes subliminales. Vuela papel higiénico. Hay criaturas de 3 metros de alto. Gente pogueando de punta a punta. Gritando. Puteando, cerrando los ojos y dedicando cada estrofa a quien se lo merezca. Abrazos. Lágrimas. Se mezclan las tribus. Mucho Metalero, mucho rockero, mucha gente que entiende que divertirse es lo único que nos queda. Cero violencia, amistad.

La verdad, es algo que debería venir a ver, aunque sea una vez… después haga lo que carajo quiera…

Con respecto al momento previo a de cada Show, hacemos un círculo abrazados, nos miramos a los ojos y nos decimos cositas lindas…

-¿De qué manera se construyó la identidad de la banda?

-Son muchos años de evolución e involución constante. Al principio fue muy descontracturado y anárquico, éramos jóvenes. Ya de grandes, si bien seguimos siendo unos hijos de puta, tenemos que cuidar ciertos detalles. Siempre hicimos lo que quisimos. No tenemos nadie que nos apunte con el dedo ni nos baje el pulgar. Crecimos todos a la par construyendo una identidad, muy difícil de comparar, de hecho no existen bandas como Asspera, porque somos una mierda y nadie quiere ser una mierda… da miedo.

Musicalmente no inventamos nada, si considero que hicimos propios muchos elementos que el arte mismo descartó, por infumables. Un gran tacho de basura, que fuimos acomodando y dándole forma. La idea siempre es divertirse, sacarle el jugo a todo, utilizando herramientas honestas como los mensajes precisos y con el humor como bandera de guerra.

– ¿Pueden adelantarnos algo sobre el nuevo material?

Nuestra última producción de estudio es La concha de Dios, un álbum picante. Componer después de 5 discos no es moco de pavo, se agotan las ideas, pero por suerte para Asspera eso no es el principal problema… porque repito, hacemos lo que se nos canta. Hay mucho Trash, mucho Rock pesado, algunas boludeces, letras que hablan del pasado, del presente, de la decadencia de los gobiernos, del G20, y de cómo un hombre puede ser feliz autochupándose el asterisco. La gente lo aceptó muy bien y es uno de los más escuchados en las plataformas.

Este año justamente, hablando de materiales nuevos, editamos disco en vivo Live In Villa la Verga donde pueden escuchar un compilado de las peores canciones tocadas en vivo por la banda. Una Joyita para los exigentes.

-¿Cómo definirían al arte desenfadado de Asspera?

Una Mierda…  corta la bocha.